Igor Angulo, en el punto de mira del Athletic

En puertas de cumplir los 34 años está nada menos que situado en cuarto lugar en la apretada pelea por la Bota de Oro tras marcar 19 goles en 17 jornadas. Emisarios del Athletic se habrían desplazado a Polonia para seguirle.

Joseba VIVANCO|2017/12/06 08:44
Captura_de_pantalla_2017-09-08_a_las_12
Igor Angulo. (@GornikZabrzeSSA)

El Athletic podría tratar de enderezar sus problemas con el gol con el fichaje invernal de un ex de Lezama como Igor Angulo, actual máximo anotador de la Liga polaca con 19 tantos en 17 jornadas, el último gol esta pasada fecha. En puertas de cumplir los 34 años está nada menos que situado en cuarto lugar en la apretada pelea por la Bota de Oro y su sueño declarado sería regresar al Athletic con el que ya jugó cinco partidos, la única oferta que atendería encantado tras haber renovado con el Gornik Zabre hasta 2020.

Hasta Polonia para seguirle se habrían desplazado representantes del Athletic, según Radio Marca ayer, en concreto Antonio Karmona y Blas Ziarreta.

En racha desde la temporada pasada

Angulo comenzó a despuntar al inicio de temporada y en declaraciones a EFE afirmaba que estaba en racha. «La verdad es que estoy en racha, tengo suerte y me entra todo», explicaba este jugador que ha alcanzado una especie de estado de gloria que le ha llevado a los altares del fútbol de un país donde «la gente vive este deporte de una manera impresionante».

«He estado en varios países con gente muy apasionada a la hora de vivir el fútbol, pero como aquí no había visto nada, es una pasada, los estadios a tope, el seguimiento mediático increíble y comparado sólo a la liga», afirmaba el delantero vasco.

Reconocía que nunca había vivido la experiencia de que un estadio entero coree su nombre o de que sus compañeros le manteen en el centro del campo.

Angulo ha revolucionado el Górnik desde su llegada en agosto de año pasado, «con la temporada ya comenzada, sin hacer pretemporada», relata. A pesar de ello, acabó su primer año en el conjunto minero con 17 goles y pichichi de la segunda división polaca.

«Me salió todo muy bien y este año me siento también en racha y dispuesto a marcar muchos goles», añade Angulo, quien cree que una de las claves de su éxito se encuentra en el hecho de que «el entrenador y la mayoría de la plantilla es la misma que logró el ascenso el año pasado, lo que ha formado un bloque cohesionado que se conoce y se compenetra».

La adaptación ha sido total, pese a que, señalaba, «el fútbol polaco es más físico que en el sur de Europa». «Mi característica principal no es el físico, pero si metes goles da igual tus características», añade el delantero, quien espera seguir muchos más años en Polonia después de una carrera de trotamundos que le ha llevado a jugar en Grecia, Chipre y Estado francés, además de en equipos como el Athletic, Real Unión, Numancia, Écija y Gimnastic.

«A mí siempre me ha ido bien en el extranjero, pero Polonia no es un país fácil para un jugador y he tenido que tirar de capacidad de adaptación», explica Angulo, que se queja de la dureza del invierno polaco. «Sin esa capacidad de adaptación no es fácil, porque siempre es complicado estar lejos de los tuyos, aunque recomiendo a la gente que se arriesgue, que pruebe afuera porque es una experiencia fantástica, y si sale mal siempre puedes volver a casa», señalaba.

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK