El vecindario de Somera demanda del Consistorio soluciones para detener su paulatina degradación

El vecindario de Somera, en el Casco Viejo bilbaino, lleva años denunciando la paulatina degradación de la calle. Hoy, mediante una performance, han llamado la atención de los responsable del Ayuntamiento, a quienes acusan de haber hecho oidos sordos a las problemáticas que les llevan tiempo planteando. Quieren poder vivir «en un espacio saludable y sostenible», han reivindicado.

Agustín GOIKOETXEA|2020/10/24
Somera1
Pancarta y bolsas de basura depositadas en el inicio de la calle Somera.

Los y las vecinas de Somera reivindican poder vivir en una calle digna. Hoy, se han reunido en Portal de Zamudio, para llevar a cabo una acción dejando bien claro que esa histórica vía no es un basurero.

Ha consistido en la colocación de una pancarta en el inicio de la calle con el lema 'S.O.S MERA stop degradación! Udala konponbideak noizko?', bajo la que han situado varias bolsas de basura, para advertir de los graves problemas que la aquejan. Para explicar la razón de su acción, han repartido unas octavillas.

Cansados de esperar una respuesta del Consistorio, vecindario y asociación Bihotzean han decidido tomar cartas en el asunto. Se han quejado de que las reuniones con ediles y el propio alcalde de Bilbo, Juan Mari Aburto, no han servido de nada y la degradación de Somera es alarmante. Por ello, han decidido autoorganizarse.

Aunque siguen pensando que el Gobierno municipal debe  ser quien actue para dar una solución, están alarmados porque «la situación ha ido empeorando después del confinamiento y no podemos dejar que se recrudezca». De ahí, la protesta que han llevado a cabo hoy al mediodía. «Es hora de que se nos escuche y entre todas dar una respuesta integral a la situación que actualmente vivimos», han expuesto.

«Entendemos que, ya que las instituciones no interactúan con nosotras para buscar colectivamente una salida, tenemos que ser nosotras las que impulsemos la autoorganización vecinal junto a comerciantes y hosteleras para dignificar la calle», han defendido, justificando la iniciativa llevada a cabo.

«Poder vivir»

Para ello, a parte de la denuncia social y las futuras reuniones con el Ayuntamiento, pretenden «construir una alternativa integral para dignificar la calle y poder vivir en un espacio saludable y sostenible». «Creemos que es hora de salir a la calle para reivindicar la apuesta por una calle viva», han enfatizado.

Han anunciado que, en los próximos meses, trabajarán con vecinas, comerciantes y hosteleras, para plantear al Consistorio una solución integral, «mientras estamos organizándonos y realizando acciones para llamar la atención de quienes aquí viven, así como de aquellos que se acercan hasta este paraje, bien a pasar un rato de ocio o bien a hacer sus compras, para que asuman su responsabilidad y actúen con sensibilidad y respeto, a fin de que entre todos y todas hagamos de esta histórica calle un lugar agradable, tranquilo, atractivo y limpio».

 

Eguzki AGIRREZABALAGA

Artxanda es uno de los pulmones verdes de Bilbo y, sin duda, uno de los lugares más emblemáticos de la ciudad. Los motivos son variados: su historia y su protagonismo en el Cinturón de Hierro, su agradable red de senderos que invitan a perderse, a relajarse y a pasear tranquilamente y, sobre todo, porque, desde su mirador, desde sus 251 metros de altitud, ofrece una panorámica privilegiada de la villa.

Marisol RAMÍREZ / FOKU
Loading player...