El movimiento asociativo llama a las instituciones a dialogar para resolver los problemas de Otxarkoaga

Representantes del movimiento asociativo de Otxarkoaga han comparecido al mediodía para exigir al Ayuntamiento de Bilbo, Diputación de Bizkaia y Ejecutivo de Lakua a que se sienten con ellos al objeto de establecer las líneas de actuación para resolver las carencias que soporta el barrio. «No queremos más estudios, ni más proyectos. Queremos soluciones», han subrayado.

Agustín Goikoetxea @goikodeustu|BILBO|23/01/2018 14:30
Goikodeustu
Comparecencia del movimiento asociativo de Otxarkoaga. (@goikodeustu)

Ante una gran expectación mediática, personas vinculadas al movimiento ciudadano de Otxarkoaga han incidido en que ha llegado el momento en que las distintas administraciones doten de presupuesto y recursos para abordar carencias que hay en ámbitos como el educativo, de seguridad, económico, social y equipamental, así como cultural. «Sabemos lo que necesitamos en cada campo, son muchos años de estudios e investigaciones, y ya es hora de ejecutar esos proyectos», han defendido.

«No necesitamos buenas palabras que, desgraciadamente, pronto se olvidarán. No sé trata de decir que ‘el que la hace la paga’, se trata de poner los medios para que no la haga nadie. Queremos resolver los problemas que se plantean en Otxarkoaga. Y queremos empezar a resolverlos ya», han insistido.

Han reconocido que no será un camino ni sencillo ni corto, pero han añadido de que «es tiempo de saber si las instituciones quieren atajar el problema o por el contrario seguir dándonos largas. Si esto sucede –han advertido–, Otxarkoaga seguirá luchando».

Quienes viven en el barrio y trabajan por él consideran que «tienen futuro y lo tenemos que construir entre todos y todas, por eso estamos aquí». No han faltado los llamamientos a la calma después de jornadas duras para las vecinas y vecinos, acrecentado por el interés mediático e informaciones que se están difundiendo.

«Nuestro barrio en estos casi 60 años de historia ha vivido momentos muy duros, pero la unión, el esfuerzo y el trabajo nos han servido para salir adelante. Nadie nos ha regalado nada, y no esperamos que nadie lo haga. Hoy de nuevo tenemos que ponernos en pie y volver a trabajar exigiendo nuestros derechos para que Otxarkoaga esté en el lugar que se merece», han señalado.

No han faltado las palabras de consuelo para los familiares de Lucía y Rafael, el matrimonio de octogenarios que fueron supuestamente víctimas de los menores detenidos por la Ertzaintza. A los medios de comunicación, pero también a la ciudadanía en general, les han pedido que esta tarde respeten su intimidad en el trancurso del funeral que tendrá lugar, a las 18.00, en la iglesia de los Santos Justo y Pastor, en su memoria.

INFOS ASSOCIÉES