Condenado a 11 meses de prisión por golpear y matar a un perro después de adoptarlo

Un juzgado de Bilbo ha condenado a un vecino de Bilbo a once meses de prisión por golpear y matar a su perro, cinco meses después de haberlo adoptado. Al conocerse aquellos hechos, se produjeron distintas movilizaciones de protesta.

NAIZ|11/09/2019 08:27
Perro
Spaniel bretón que murió por el maltrato de su dueño. (APA SOS Bilbao)

Según ha informado la Asociación Protectora de Animales SOS Bilbao, que entregó el animal al acusado en abril de 2018, durante la noche del 23 al 24 de setiembre del pasado año, un particular alertó a la Policía de que, en el parque de Botica Vieja, en Deustu, un individuo maltrataba a una animal.

Se da la circunstancia de que el perro, un spaniel bretón llamado ‘Benito’ se encontraba acogido en la protectora hasta que, en mayo de 2018, fue adoptado por el ahora condenado.

La sentencia recoge, según SOS Bilbao, que el día de los hechos el acusado golpeó en diversas ocasiones al animal, «llegando a estrangularlo con su propia correa con resultado de muerte en el domicilio», en el que «había convivido durante sus últimos meses de vida».

APA SOS Bilbao denunció los hechos y se personó en las actuaciones como acusación particular, asistida una abogada de Animalex, despacho especializado en la defensa de los derechos de los animales. La sentencia, notificada el martes 10 de setiembre, considera probados los hechos denunciados la asociación.

En concreto, afirma que el acusado sacó al perro «a la calle, tirándole de la correa» hasta el parque, «donde sujetó la cabeza» al animal «con el pie, y tiró fuertemente de la correa estrangulándole». Añade que, «al ser recriminado por un varón, cogió al perro en brazos y lo subió de nuevo al domicilio, donde el perro finalmente falleció a consecuencia de tales actos».

Maltrato animal

La juez ha condenado al dueño del animal como autor de un delito de maltrato animal, a la pena de once meses de prisión así como inhabilitación especial para el ejercicio de profesión, oficio o comercio relacionado con los animales por tiempo de dos años y cuatro meses.

El condenado deberá indemnizar a APA SOS Bilbao por «los daños morales» y hacer frente a las costas procesales. La sentencia, que no es firme, podrá ser recurrida por las partes en el plazo de diez días.

Para APA SOS Bilbao, «resoluciones judiciales como esta suponen una importante contribución», tanto por «la sanción y condena del maltrato a los animales» como por el rechazo de «esta forma de violencia presente en nuestra sociedad».